Noticias

March dinamita el Pacto Educativo al dar alas al modelo lingüístico del STEI

El Mundo

El conseller de Educación, Martí March, se ha metido en un jardín con el futuro modelo lingüístico escolar de Baleares que quiere dejar blindado antes de que acabe la legislatura. El pedagogo está atrapado entre dos promesas opuestas: respetar lo aprobado por consenso en el Pacto Educativo de Illes per un Pacte -que representa a un amplio espectro de la comunidad educativa y que ha trabajado durante años para alcanzar un acuerdo de mínimos en educación- o apoyar el deseo del STEI y CCOO de blindar la inmersión lingüística en las aulas con una presencia del catalán más dura.

Después de defender lo primero y refrendar el pacto educativo en aras del consenso, ahora March se desdice y apoya al sector más catalanista de los docentes (STEIy CCOO) -que se salieron del Pacto Educativo por ser demasiado laxo con el catalán-, dando alas a un modelo lingüístico escolar que ni siquiera cuenta con el amplio (y necesario) apoyo del Consell Escolar de les Illes Balears.

Hace unas semanas, este documento se llevó a votación y la división del máximo órgano de consulta en materia educativa quedó patente con 17 votos a favor, ocho en contra y cinco abstenciones. Aun así, el presidente del Consell Escolar, Pere Carrió, consideró aprobado este informe. Fue Escola Catòlica quien alertó de que las votaciones que afectan a la legislación en materia lingüística necesitan la aprobación de la mayoría absoluta de los miembros, es decir 26 votos favorables (nueve más que los que tiene). Esto obligó a Carrió a declarar no aprobado el mencionado informe, lo cual desencadenó una confusión total entre los miembros del consejo, con correos posteriores donde el propio presidente se desdecía e instaba a volver a votar en una comisión permanente en el mes de septiembre. «Un despropósito», califican fuentes educativas consultadas, que denuncian el desconcierto generalizado porque no saben si la rocambolesca votación se da por válida y si el conseller tirará adelante con esta propuesta, desoyendo al resto de agentes.

Hoy por hoy, el modelo lingüístico -elaborado por expertos afines al Pacte- no cuenta con el preceptivo documento del Consell Escolar y no tiene tampoco el apoyo de la mayoría de sus miembrosNo hay consenso. Sin embargo, March ha hecho oídos sordos, teniendo en cuenta que la consulta con este órgano no es vinculante. Esta actitud ha disgustado a entidades de diferente signo político, ya que consideran que el responsable político está haciendo justo lo opuesto que defendió cuando en la legislatura pasada el PP quiso aplicar el trilingüismo sin el visto bueno de los representantes de este consejo.

Ayer en el pleno del Parlament, el conseller de Educación defendió en todo momento esta consulta, atrapado por «el pacto que se hizo en el acuerdo marco con STEI y CCOO» -en el que se comprometió a hacer este modelo lingüístico-, reconoció el propio March.

El diputado de Més per Menorca, Pep Castells, le preguntó si consideraba acertado impulsar y someter a votación un modelo lingüístico al margen de los trabajos del pacto educativo. March no dudó. «Sí, lo volvería a hacer», afirmó, argumentando que era «una variable para conseguir la pacificación de la comunidad educativa».

Documento de trabajo

«Se trata de un documento que ha pasado por mesa sectorial, por la mesa de padres y madres, por la mesa de la escuela concertada, la mesa de directores y por el Consell Escolar. Nosotros pensamos que el debate es bueno y yo la interpretación negativa que hace usted no la comparto», aseveró el titular de Educación en referencia a las críticas de la comunidad educativa. Acto seguido dio una de arena y subrayó que esta propuesta «no es una norma» sino un «documento de trabajo» que contribuirá a hacer un modelo lingüístico escolar de consenso.

March se mostró ambiguo sobre la validez de la polémica votación del Consell Escolar realizada el pasado 28 de junio. Afirmó que se hizo «conforme al reglamento», pero acto seguido aseguró que no quería entrar a «valorar su legalidad». Además, al contrario de lo que piensa buena parte de Illes per un Pacte, el político defendió que este modelo lingüístico impulsado por el STEI «no es incompatible con el pacto educativo que se está discutiendo en estos momentos».

Castells insistió en que ambos documentos son polos opuestos y reprendió a March por tratar un tema tan controvertido como el de la lengua, mientras el resto de agentes sociales y educativos habían pasado de puntillas, precisamente para no herir sensibilidades y aglutinar al mayor número de representantes educativos.

«Esta consulta más que consenso, ha creado división entre los agentes educativos que, a priori, estaban de acuerdo en dar presencia al catalán en las aulas», lamentó el diputado nacionalista, que insistió en que esta nueva vía resta posibilidades de conseguir un «pacto más global».

Fuentes educativas del pacto educativo consultadas por este diario afirman que varias entidades se plantean salir en estampida de esta plataforma, descontentas con los últimos acontecimientos. Acusan al STEI de presionar al Ejecutivo y al Consell Escolar para aplicar su política lingüística plasmada en este modelo lingüístico, «un documento cocinado bajo manga» y al margen del resto de agentes educativos pero con el visto bueno del «rehén» March.

«Lo que está claro es que el Consell Escolar ha fracasado estrepitosamente en este tema y la conselleria se ha cubierto de gloria porque ha dinamitado el consenso que había», lamenta otro representante de Illes per un Pacte, que recalca que el polémico documento lingüístico «ataca frontalmente» los principios que se aprobaron en el pacto educativo. Por eso, pide a March que se posicione, ya que «no puede intentar aprobar un documento que es radicalmente opuesto al del pacto».

March no aclaró ayer si considera que hay informe del Consell Escolar tras la chapuza acontecida, pero el sector agraviado lo tiene claro: «El informe no está aprobado» y, por lo tanto, tomarán medidas. La próxima reunión del Consell Escolar será en septiembre. Se avecina tormenta a principios del próximo curso. March da por hecho ya que la ley educativa autonómica que anhelaba no se materializará en esta legislatura.

0 comments on “March dinamita el Pacto Educativo al dar alas al modelo lingüístico del STEI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: