Noticias

El curso plurilingüe

eleconomico.es

Consumidos los días veraniegos de felicidad, descanso,  exhibición, consumo, placer, selfis, pringues al sol, aires acondicionados, gasolinas y luces por las nubes,  patinetes multinacionales en aceras, chorizos sueltos,  franquismos en auge, izquierdistas maltrechos, nacionalistas y españolistas en gresca, y divorcios en trámite y a la vista, digo que: ya tenemos aquí la realidad del nuevo curso  escolar 2018-19. Y no crean: para un sector del profesorado (interinos sin plaza, interinos adjudicados, opositores sin plaza, y opositores ¡por fin! con ella, ha sido un verdadero calvario de calores, cabreos, incertidumbres, prácticamente de nula desconexión. Para los padres, dos meses de cuasi maldiciones, despotrique y queja. Me ahorro decir el porqué. Para los alumnos y alumnas, pese a algún coscorrón y aburrimiento, una cuasi liberación: mientras haya megas…

Comenzar con “finde” un curso escolar tiene su aquel. Para el profesorado, sin duda. Dos días más en casa, playa/montana, para prepararlo mejor(es un decir). El día 1 de septiembre se  ha librado de ser el vilipendiado como fecha de la vuelta. Se aplaza al día 3. Día en el que este Medio vuelve a su actividad;  como yo al puesto que tengo aquí, en mi columna, llena de propósitos renovados para el próximo ejercicio, cobrando sin ir a trabajar. Entre patos/no sueltas de patos, toros/o no toros, fiestas patronales o alternativas, exhibición política, aprovechando que Sagunt a Escena pasa por aquí y somos el “ojito derecho” del nacionalismo-socialismo-izquierdismo moderno y de “nuevo cuño”, trayéndonos el maná inversor y las inauguraciones más lucidas (lúcidas, no sé), también, ha pasado el verano del 18. De la UDEF, no sabemos nada nuevo. Y allá que vamos.

En un contexto global así, que me regala mi amigo faceboot, Antonio Fuertes Esteban (un tío listo y lúcido): “Su victoria, hacer del Mundo una mercancía. Su dominación, controlar desde el poder bancario la creación de dinero, convertido en deuda. Su prepotencia, abrir las puertas del Gran Casino. Nuestra ignorancia, idiocia o cobardía, dejarles que gobiernen el Mundo.”, un poco desalentador, lo admito, pero resumido en cinco líneas irrebatibles, se afronta el nuevo curso y discurrir de la Enseñanza; en estas tierras de conquistas, repoblaciones, emigraciones, heroicidades, nucleada, renqueante, algo(o mucho) asustada, y rezando para que sus gentes de bien no reclamen un salvador, y por el contrario, sepan centrar el enemigo.

Se me antoja denominarlo (más allá de las cosas pendientes, como construcciones, remodelaciones, amiantos, limpiezas, dotaciones o recortes, Ley Valenciana Educativa, etc.) así: “EL CURSO PLURILINGÜE”. Más, como desaguisado, posibilidad imposible, imposición, desorientación, perplejidad, cabezonería,  que como acierto, raciocinio, cordura,  objetivo, transparencia, implicación de los actores. Lejos de cualquier evaluación previa, y con el  uso y abuso  de “cientifistas universitarios de la cuerda” e interesados de la política nacionalista intentando poner una pica en el País de Jaume I (el “matamoros”, relata la Historia), etc. Por supuesto, sorteando y eludiendo sentencias, chantajeando en la práctica (al igual que con el Programa “Edificant”) a muchos territorios, centros, consejos escolares, claustros, ampas, Medios, etc… Pero sí: se han salido con “la suya”. Siempre se debió decir y afirmar que la enseñanza era “en valenciano” en la Comunidad,  Reino o País;  pero aplicando eso sí, al menos, dos Programas: el P.I.P y el P.I L, famosos. En el primero se matriculaba a los retoños,  normalmente y con disponibilidad,  con la voluntad y creencia de que la enseñanza lo era “en castellano”. Y lo era, añadiendo una asignatura con 3-4 horas semanales  del Valenciano, para después, como el que no quiere la cosa, ampliar la lengua vehicular “minorizada” en otras asignaturas en Primaria; y en Infantil…(bueno, lo dejo ahí, siendo lo que más conozco). Luego, lo de las líneas en Valenciano y de Inmersión Lingüística, dependiendo de territorios, centros, redes, etc. conformaba otra realidad.

Con el nuevo curso escolar, ven la luz(y la oscuridad), la normativa al respecto(de infame trayectoria),y los Planes Lingüísticos de los centros (semicoculta trayectoria, por no decir…), supuestamente elaborados por el profesorado, en comunidad bien avenida, participativa, diligente, experta en dichos menesteres, con la aportación cuasi divina de expertos, asesores “cefireños” de rompe y rasga, listos en las Ampas, encuestas informativas, evaluaciones previas…y así.  Por lo que sé, y conozco, COPIO Y PEGA. El procesador, un gran invento. Y si no hay “acuerdo” decido YO, desde mi Dirección General, “el nivel” aprobado. Me he perdido ese proceso, y me voy a perder su puesta en marcha. Sería interesante ver la cara de los eufóricos y de los escépticos.

Ya no hay enseñanza EN CASTELLANO, NI EN VALENCIANO, en esta saqueada Comunidad, fiestorra ella (que oye, no tengo nada en contra). Ya tenemos, por voluntad del 5% electoral, y dejación de funciones popular, una Enseñanza Plurilingüe. Para todos (¡ja!) por igual. ¿Qué sí? Pues amén. Con INGLÉS. Mucho inglés, mucho de inglés.

Tengo delante de mí la descarga de los documentos oficiales de un centro público (están en su WEB, lo que supone una felicitación… ¡y una sorpresa! por lo inaudito) con información a los padres de alumnos, sobre los libros de texto adoptados. Ahí se concreta todo el tocho del PLAN: TEIDE, TEIDE, TEIDE, TEIDE, en Valenciano, para las cuatro grandes;  EDELVIVES, una, en castellano. ¿Aciertan? Pues sí: Religión. De Inglés, no piden nada, menos mal. Mejor oral (o que todavía no estaba la maestra titular). ¿Aciertan el nivel? Venga: 3 INF, A-B-C (en donde antes había dos líneas, en una población mayoritariamente de castellanohablantes, ya sólo hay una, grande y libre). Cuarto A y B: Castellá SANTILLANA. Resto, Valenciano (Mates, Valencià, C.Sociales, C. Naturales). Inglés Oxford, para el inglés, claro. ¿Y Reli? No lo pone. Luego habría que ver los horarios, descansos, jornadas continuas o partidas, etc. Pero esto, no me digan, “apunta” maneras y éxito. En Primero y Segundo, las Mates, en C (castellano).  “Y un Rotllo de paper de cuina Maxi”.  Textual.

No hay espacio para más. Seguiremos observando. Ansío los resultados (si es que se podrán conocer, aunque los podremos “detectar”). Voy a cuidarme  a ver si llego.

Y si necesitan algo serio (además de esta columna) que llevarse a la boca sobre las “Instrucciones de Inicio de curso”, tecleen en Google este título, oAgustín Zaragozá,  Profesor y filósofo, publicado hace unos días en un medio regional escrito.

Que sea leve el retorno (y el reencuentro) les deseo a todos los lectores de esta columna y de EL ECONOMICO DE SAGUNTO.

 

0 comments on “El curso plurilingüe

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: