Noticias

El Ministerio de Educación vigila que los libros de texto tengan “perspectiva de género”

El Mundo

El Ministerio de Educación y FP ha comenzado a elaborar un estudio de todos los libros de texto que se utilizan en las escuelas españolas para «revisar» si sus contenidos tienen sesgos machistas, representan de forma proporcionada a las mujeres y emplean un lenguaje inclusivo. El Gobierno incorpora así a las aulas la llamada «perspectiva de género», que también va a estar presente en otros ámbitos como la fiscalidad, la formación de los jueces, la defensa o el uso de la lengua española.

Fuentes del Departamento que dirige Isabel Celaá explican a EL MUNDO que el trabajo estará listo «en unos meses». «Incluir la perspectiva de género en la institución escolar y en la formación de los profesionales es, sin duda, un deber y una necesidad», recalcan estas fuentes. «El Ministerio considera que los libros de texto deben evitar el lenguaje sexista, huir de estereotipos y de todas aquellas formas de discriminación. Sólo desde un sistema educativo de calidad, inclusivo, integrador y exigente se garantiza la igualdad de oportunidades y se hace efectivo la posibilidad de que cada alumno y cada alumna desarrollen el máximo de sus potencialidades», añaden.

En realidad, el Ministerio no tiene ninguna competencia en la elaboración de los libros de texto, pero las fuentes consultadas explican que «siempre recomienda el trabajo de las editoriales en la línea que nuestra legislación educativa recoge del fomento de la igualdad de trato y de oportunidades entre hombres y mujeres».

El Pacto de Estado contra la Violencia de Género respaldado el año pasado por todos los partidos menos Podemos -que se abstuvo- ya recogía la inclusión del movimiento feminista en los libros de Historia. El estudio es un paso más, aunque varias autonomías ya han realizado informes parecidos o han iniciado una revisión de sus contenidos curriculares. La Comunidad de Madrid, por ejemplo, encargó el año pasado un estudio sobre los manuales de Primaria que incluía la perspectiva de género. Galicia ha aprobado para el curso que viene dos nuevas asignaturas con este enfoque: Sociedad Inclusiva, en 2º de la ESO, y Coeducación para el siglo XXI, en 1º de Bachillerato. Además, regiones como País VascoBaleares o Asturias han dado instrucciones e informaciones a los centros para que estén atentos a los libros que se utilizan en clase.

Quien más lejos ha llegado es Andalucía, que tiene un Plan Estratégico de Igualdad de Género en Educación que contempla entre sus medidas que «la consejería competente en materia de educación garantizará que en los libros de texto y materiales curriculares se eliminen los prejuicios culturales y los estereotipos sexistas y discriminatorios». Para ello, «elaborará y trasladará al profesorado, a las editoriales y a los consejos escolares» instrucciones concretas «relativas a los criterios de selección de los materiales curriculares» para que, entre otras cosas, se cuide «la visibilización de la diversidad sexual y de modelos familiares».

Con su revisión de los manuales escolares, el Gobierno suma la educación a su cruzada por la perspectiva de género, un principio esencial de su política que estará presente en la Ley de Enjuiciamiento Criminal y en la Ley Orgánica del Poder Judicial, que se va a modificar para que los jueces reciban más formación en igualdad. También el Ministerio de Defensa ha utilizado la perspectiva de género este verano en su primer curso a guardacostas libios. Por otro lado, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, anunció en julio su intención de analizar el impacto que tienen los principales impuestos sobre las mujeres, mientras que la vicepresidenta Carmen Calvo encargó un informe a la Real Academia Española(RAE) para «adecuar la Constitución a un lenguaje que incluya a las mujeres».

En la misma línea que la RAE, que ya advirtió que no se puede pretender adaptar la realidad del lenguaje a los intereses políticos, se muestran las editoriales. «Estamos hartos de que nos analicen los libros», dice un miembro del sector editorial. «¿Nos van a poner a buscar cuántas mujeres aparecen en las fotos o cuántas científicas se mencionan? ¿Es culpa nuestra que haya más premios nobeles varones?».

0 comments on “El Ministerio de Educación vigila que los libros de texto tengan “perspectiva de género”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: