Noticias

La RAE sigue aprobando palabras raras

Además de “Otubre” ¿qué otra palabra crees que acuñaron? hacé clic y te damos la lista

 

noticiasnet.com.ar

El lenguaje está en continua evolución, siendo el uso y costumbre uno de los factores que impulsan la incursión de palabras ante la Real Academia Española, para que esto se pueda dar,  suele tomarse un tiempo para comprobar que las palabras nuevas que van surgiendo están consolidadas.

Hoy te compartimos un listado con las más curiosas:

Palabro: Aunque te parezca de uso totalmente coloquial, la RAE acepta este término para aludir a una “palabra mal dicha o estrambótica”.

Almóndiga: No, no es una broma aunque lo parezca. Aunque el diccionario apunta a que es un vulgarismo y que se encuentra en desuso, almóndiga tiene su presencia en la RAE.

Apechusques: Esta palabra se emplea en regiones como Castilla la Mancha, Andalucía y Murcia para referirse a los trastos, utensilios o cachivaches. También en la comarca de La Manchuela, se emplea para referirse a una “enfermedad repentina de la cual no se sabe muy bien la causa”.

Jonrón:  Se trata de la adaptación del neologismo “home run”, aunque en España no tiene prácticamente uso, al contrario que en países donde cala hondo el béisbol, como Venezuela o Cuba.

Culamen: Por si no hubiese suficientes sinónimos de nuestras posaderas, tanto culamen como pompis son recogidos en el Diccionario.

Abracadabrante: ¡Abracadabra, pata de cabra! Si eres entusiasta de los vocablos alusivos al mundo de la magia, abracadabrante es útil para describir algo desconcertante o sorprendente de una forma peculiar.

Otubre: También en desuso pero aprobada de todos modos, tanto este mes como otros vulgarismos como “conceto” son recogidos como palabra rara aceptada por la RAE.

Descambiar: Suena a palabra inventada, pero es correcto. Según el DRAE, es sinónimo de destrocar o deshacer el trueque o cambio. Su uso es frecuente en la lengua coloquial, con el sentido de “devolver una compra”. El Diccionario Panhispánico de Dudas explica que “en definitiva, se trata de deshacer un cambio previo realizado en el momento de la adquisición, al entregar dinero a cambio del artículo.

Arremanagarse: Esta palabra también es válida con “a”, aunque remangarse está más extendida. Por el contrario, vulgarismos como “arrascarse” no están permitidos.

Norabuena y ño: El primero es tan correcto como enhorabuena y ño significa apócope de señor, una interjección muy recurrente en Canarias, especialmente en plural: “¡Ños!”. De hecho, hasta un supermercado lanzó una campaña cuyo eslogan rezaba”¡Ño! ¡Qué precios!”.

Toballa: Parece un niño saliendo de la ducha y pidiendo su tela de felpa para secarse, pero según la RAE, está bien pronunciado. Toballa es, directamente, el sinónimo de toalla.

Bluyín y yin: ¿Te los has comprado en las rebajas? La RAE ha aceptado en su diccionario estas dos palabras, que describen pantalones vaqueros adaptando la grafía de la pronunciación al español: en vez de “blue jeans”, bluyíns.

Chapuzar: Muy usada en la zona del levante sur de España, este vocablo hunde sus raíces etimológicas en el latín, sumando caput (cabeza) y *putere (sumergir). Por tanto, significa sumergir la cabeza en el agua. Su sustantivo es chapuzón. También pueden emplearse “capuzar” y “capuzón”.

Sorprendente ¿no? … y vos ¿ qué palabras raras agregarías?

 

 

 

0 comments on “La RAE sigue aprobando palabras raras

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: